La extinción silenciosa: adiós al 90% de las variedades de frutas y verduras

Extincion VegetalEn paralelo a la extinción de la fauna salvaje se está produciendo otra, de forma anónima y ante la que estamos ciegos y sordos: el de las especies vegetales y animales que sirven de alimento. La industrialización de la producción de verduras, cereales, frutas,… ha exigido el abandono masivo de miles de variedades en pro de las virtudes exclusivamente comerciales como el aspecto y la durabilidad. La reducción de la diversidad de lo que comemos es asombrosa, en torno al 90% en el último siglo. Y la tendencia continúa hacia la simplificación y uniformación. La riqueza alimentaria del mundo está en peligro.

Según datos del extraordinario artículo de Charles Siebert que este mes publica la revista National Geographic, el 90% de las variedades de frutas y verduras en EEUU han desaparecido (por ejemplo, de 7.000 clases de manzanas existentes en el s.XIX quedan actualmente menos de un centenar). En China, el 90% de especies de trigo ha desaparecido. Y en Filipinas, de miles de clases de arroz solo persisten cien. Y estas extinciones masivas se repiten en todo el mundo.

En un siglo hemos acabado con la diversidad genética que nuestros antepasados lograron a lo largo de 10.000 años de domesticación y selección. Consiguieron adaptar las mejores variedades para los climas y peculiaridades locales de cada zona, creando un patrimonio alimentario de incalculable valor por su calidad, eficiencia y diversidad. Y ahora estamos renunciando conscientemente a todo ello, seleccionando para monocultivos las variedades no por su sabor o virtudes nutritivas sino por su rentabilidad económica.

La revolución verde tuvo indudables efectos positivos en nuestra capacidad para generar alimentos, pero el modo en que hemos obviado la importancia de la biodiversidad para centrarnos en la producción puede volverse en nuestra contra. Como explica Siebert, al barajar solo un puñado de variedades, aumenta el riesgo de que una enfermedad u hongo logre arrasar con facilidad todas las cosechas, lo que encadena al sistema al uso creciente de pesticidas y plaguicidas: “En África, agricultores y ganaderos se han endeudado para pagar fertilizantes, plaguicidas, medicinas y piensos de elevado contenido proteico necesarios para que esas plantas y animales prosperen en condiciones climáticas difrentes de las originales. Son como adictos, enganchados a un hábito que no pueden permitirse ni en términos económicos ni ecológicos”.

 

Fuente: http://www.creadess.org

 

MenteSostenible.orG

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

10 motivos por los que invertir en RSE ¿Cuál es el retorno de la inversión?

Para que una empresa se convenza de que debe aplicar una gestión socialmente responsable, difícilmente lo hará con tópicos como: es de justica social, la empresa debe devolver a la sociedad lo que ésta le ha dado, es ético y es el único camino para salir de la crisis… Todos estos argumentos son ciertos, pero para convertir a un escéptico en seguidor y practicante de la RSE deberemos incidir en cómo pueden las empresas evaluar los beneficios específicos de la RSE.

RSE LogoLos beneficios empresariales derivados de las actividades de RSE han sido analizados tanto por investigaciones teóricas como empíricas como las de Schaltegger y Schaltegger y Burrit (2005), Heal (2005) o Epstein y Roy (2001). Estas investigaciones arrojan hasta 10 beneficios que aporta una gestión responsable a la empresa:

  1. Mejora de la gestión de riesgos
  2. Reducción de costes
  3. Diferenciación en el mercado
  4. Influencia positiva de la participación de los trabajadores en la gestión de la empresa
  5. Mejor reputación y valor de marca
  6. Eficacia en la gestión
  7. Mejores relaciones con los reguladores y los stakeholders
  8. Productividad mejorada del personal empleado
  9. Reducción de los costes de capital
  10. Evita la mala publicidad y los boicots de los clientes

Hace unos días, lanzamos una pregunta sobre este tema a varios grupos especializados en Linkedin. Fueron muchas las personas que dieron su visión de cuáles son los beneficios de la RSE. Estas fueron algunas de las aportaciones recibidas:

-”Convertirse en un auténtico competidor responsable.”
-”Aproximarse a la comunidad, estar más presente en la vida de las personas.”
-”Convertirse en un interlocutor adecuado ante las instituciones públicas y la política europea.”
-”Los inversores estarán satisfechos con este paso adelante debido a su deseo de financiar organizaciones que son confiables, donde sus dirigentes y colaboradores son íntegros y proyectan ante la sociedad una cultura de ética en todo lo que hacen.”
-”La RSC ayuda a fortalecer uno de los principales activos de la empresa, su reputación.”
-”El comportamiento responsable protege a la empresa contra la publicidad negativa y futuros conflictos”

Lo que parece evidente es que la RSC ofrece tanto beneficios monetarios, como de otro tipo, y que ambos pueden influir en la competitividad de la empresa y en su éxito económico. Tanto para unos como para los otros, es posible definir indicadores cuantitativos y cualitativos que justifiquen el retorno de la inversión.

El pasado 5 de Junio varios directivos reunidos en Madrid en el ciclo Fundación SERES-ESADE hablaban sobre este tema, abordando cómo la crisis va a afectar a la RSE. El director de Comunicación y Responsabilidad Corporativa de Ferrovial, Juan Francisco Polo, aseguraba que la crisis va a hacer que las empresas responsables sean mejores como empresas, más transparentes y también más innovadoras y atentas a los requisitos del medio ambiente, de la sociedad y la economía.

El próximo miércoles, 12 de Junio, arranca en Barcelona la 4rta. Edición de la Semana de la Responsabilidad Social en el Salón del Tinell del Palacio Real, donde se podrán conocer de primera mano experiencias tanto de pymes como gran empresa competitivas e innovadoras a partir de su gestión en RSC. IDaccion participará el día 12 en las conferencias de buenas prácticas empresariales.

Dejamos un video con un testimonio sobre la influencia de la RSC en la competitividad de una Pyme y de una organización social.

Fuente: http://www.idaccion.com/

 

MenteSostenible.orG

Publicado en Actualidad | Deja un comentario

Del mundo virtual al espiritual

Estamos construyendo superhombres y supermujeres, totalmente equipados pero emocionalmente infantilizados. Por eso las empresas consideran ahora que más importante que el QI es la IE, la Inteligencia Emocional. No sirve de mucho ser un superejecutivo si no se consigue relacionarse con las personas. Entonces ¡qué importante sería incluir clases de meditación en los currículos escolares!.

Una progresista ciudad del interior de Sao Paulo tenía en 1960 seis librerías y un gimnasio; hoy tiene sesenta gimnasios y tres librerías. No tengo nada contra el cuidado del cuerpo, pero me preocupo por la desproporción en relación con el cuidado del espíritu. Está bien que todos muramos esbeltos: “¿Cómo estaba el difunto?”, “Hecho una maravilla, no tenía ni una arruga”…

Antes se hablaba de la realidad: análisis de la realidad, insertarse en la realidad, conocer la realidad. Hoy la palabra es virtualidad. Todo es virtual. Se puede tener sexo virtual por Internet: no se contagia el sida, no hay involucramiento emocional, todo se controla con el ratón. Encerrado en su cuarto en Brasilia un hombre puede tener una amiga íntima en Tokio, sin mayor preocupación por conocer a su vecino de apartamento o de calle. Todo es virtual. Entramos en la virtualidad de todos los valores, no hay compromiso con lo real. Es muy grave ese proceso de abstracción de lenguaje, de sentimientos: somos místicos virtuales, religiosos virtuales, ciudadanos virtuales. En cuanto a esto, la realidad va por otro lado, pues somos también éticamente virtuales…Cultura es el refinamiento del espíritu. La televisión en Brasil es un problema. La palabra hoy es “entretenimiento”; así, el domingo es el día nacional de la imbecilización colectiva. Imbécil el presentador, imbécil el que va y se sienta en el sofá, imbécil quien pierde la tarde ante la pantalla. Como la publicidad no consigue vender felicidad, tenemos la ilusión de que la felicidad es el resultado de la suma de placeres: “Si toma este refresco, calza estos tenis, usa esta camisa, compra este auto, ¡usted llega a ella!” … Quien consiente desarrolla de tal manera el deseo, que acaba necesitando de un analista. O de fármacos. Quien se resiste, aumenta la neurosis.

Creo que sólo hay una salida: cambiar el deseo hacia dentro, gustarse a sí mismo, comenzar a ver lo bueno que es ser libre de todo ese condicionamiento globalizante, neoliberal, consumista. Así se podría vivir mejor. Además, para una buena salud mental son indispensables tres requisitos: amistades, autoestima, ausencia de estrés.

Suelo decirles a los empleados que me invitan a entrar en las tiendas: “Sólo estoy dando un paseo socrático”. Y ante sus ojos espantados explico: “A Sócrates, filósofo griego, también le gustaba despejar la cabeza recorriendo el centro comercial de Atenas. Cuando los vendedores como ustedes lo asediaban les respondía: “Sólo estoy mirando cuántas cosas no necesito para ser feliz.

Fuente:http://www.ellibrepensador.com/2012/11/03/del-mundo-virtual-al-espiritual/?utm_source=feedburner&;utm_medium=feed&utm_campaign=Feed%3A+ElLibrepensadorNoticiasInformacinOpininDiarioOnlineDigital+%28EL+LIBREPENSADOR+noticias+informaci%C3%B3n+opini%C3%B3n+diario+online+digital%29

MenteSostenible.orG

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Teletrabajo, el entorno laboral del futuro

Las empresas deben centrarse en dónde y cómo los empleados desean trabajar

 En la última década, la tecnología e Internet han hecho que herramientas como los smartphones o tabletas sean habituales en el modo de trabajar. La adaptación de estos gadgets para uso cotidiano ha fortalecido la idea de que trabajar desde casa deje de ser una utopía y pase a ser una realidad.

Esta fuerte tendencia, unida a la creciente popularidad del teletrabajo y las exigencias de la nueva generación que accede al mundo laboral son factores comunes que sin duda contribuyen a cambiar la manera en que trabajamos. En un informe elaborado por Forrest Research, se estima que, en 2016, 63 millones de americanos; es decir, el 43% de toda la fuerza laboral de EEUU trabajará desde casa.

De esta manera, los empleados son cada vez más partidarios de una mayor independencia de los horarios convencionales, menor necesidad de desplazamientos para asistir al lugar de trabajo y menos ataduras a ubicaciones fijas. Asimismo, se sienten atraídos por una evaluación de su rendimiento basada más en la calidad del trabajo desempeñado que en el número de horas trabajadas.

Por su parte, las empresas consideran que una mayor flexibilidad laboral es sinónimo de una plantilla más motivada, además de generar ahorros que pueden rondar los 7.500 euros en salarios anuales según comenta Jonathan Marshall, responsable de CSC de la cartera mundial de servicios dirigidos al usuario final, quién afirma que “la capacidad para acomodar a alguien en su propia casa como en la oficina es una herramienta muy poderosa”. De hecho, según afirma un estudio realizado por la Universidad de Stanford, permitir a los empleados trabajar desde casa aumenta la productividad hasta un 13%, debido, sobre todo, al menor número de días de baja por enfermedad y al entorno laboral más relajado.

El Cloud Computing, una buena herramienta para el teletrabajo
Pero disponer de unos empleados flexibles conlleva la implementación de cambios en el método de gestión. De este modo, los directores se verán obligados a encontrar nuevas maneras de evaluar el rendimiento de sus equipos y de interactuar con ellos, a través por ejemplo de herramientas como la mensajería instantánea. De la misma manera que los departamentos de sistemas de información deben respaldar otro entorno informático paralelo donde los empleados crean sus propios foros y estructuras laborales que les permiten colaborar de una manera más eficaz. De hecho, se ven obligados a incorporar herramientas nuevas e innovadoras destinadas al control de la productividad y rendimiento de los teletrabajadores, que además, les permita reducir costes. El cloud computing sería un buen ejemplo de ello.

Tal y como señala Sunil Bhargava, responsable mundial de CSC para servicios de hosting y cloud computing, “tener acceso a soluciones de software o infraestructura según demanda permite a las empresas reaccionar a las exigencias de un entorno laboral moderno, donde los cambios se producen con rápidez.”

No cabe duda de que la infraestructura de redes también deberá evolucionar para poder satisfacer las necesidades de los empleados que trabajan fuera de la estructura de la oficina tradicional. Una vez que las empresas logren superar los retos que conlleva permitir a su personal trabajar a distancia podrán conseguir la flexibilidad y productividad necesaria para desenvolverse en el entorno que sucederá a la crisis financiera.

http://www.equiposytalento.com/noticias/2013/03/27/teletrabajo-el-entorno-laboral-del-futuro

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , | Deja un comentario

Aportes de la cultura andina a la conceptualización del desarrollo sostenible

En Río+20 los pueblos indígenas del mundo plantearon que se incorpore explícitamente la dimensión cultural como parte de los componentes del desarrollo sostenible.

En un momento en la historia donde concurren diversos tipos de crisis como la económica, la crisis ambiental, la crisis climática, la crisis política cabe preguntarse como sociedad qué tanto hemos sido eficaces y eficientes en implementar el concepto de desarrollo sostenible. Reconocer objetivamente si el carácter ideal y movilizador del desarrollo sostenible ha logrado que desarrollemos e implementemos alternativas que consideren las variables del desarrollo sostenible en condiciones equitativas o si hasta ahora ha primado la concepción economicista en desmedro de consideraciones ambientales y sociales.

En Río+20 los pueblos indígenas del mundo plantearon que se incorpore explícitamente la dimensión cultural como parte de los componentes del desarrollo sostenible y aunque no se logró este cometido dejó mucha reflexión en el camino y queda como una agenda pendiente. Esta propuesta no es gratuita porque mucho de los conflictos socioambientales que se verifican en la Región Andina finalmente tienen que ver con diferentes cosmovisiones, diferentes formas de entender y vivenciar lo que significa desarrollo y calidad de vida.

El concepto de economía verde aparece como un intento de saldar las cuentas en cuanto a la subestimación de consideraciones ambientales y sociales pero que en la práctica no logra resarcirlo en tanto se mantienen los mismos principios económicos y entendimiento de desarrollo y bienestar. Habría que preguntarse si en realidad se pretende que la economía verde sustituya al concepto de desarrollo sostenible o se pretende que en la calificación de economía verde sostenible se satisfaga discursivamente a los críticos mientras que el espíritu de crecimiento ilimitado se mantenga con nuevos ropajes y maquillajes. No se niega los grandes esfuerzos por encontrar nuevas alternativas de una economía más sensata, la pregunta es si será suficiente.

Llama la atención que en medio de todas estas discusiones el derroche todavía forme parte del modelo de crecimiento ilimitado. Solo por citar un caso podríamos señalar el tema del desperdicio de alimentos en el mundo llamado desarrollado. Estudios realizados por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura – (FAO; 2012a) señalan que aproximadamente un tercio de las partes comestibles de los alimentos producidos para el consumo humano se pierde o desperdicia, lo que representa alrededor de 1 300 millones de toneladas al año. El estudio especifica que “los alimentos se desperdician a lo largo de la cadena de suministro de alimentos, desde la producción agrícola inicial hasta el consumo final en el hogar. En los países de ingresos altos y medianos, los alimentos se desperdician en gran medida, lo que significa que se tiran incluso si todavía son adecuados para el consumo humano; no obstante, los alimentos también se pierden y desperdician al principio de la cadena de suministro de alimentos”. Esto es inconcebible en un momento en que 1000 millones de personas padecen hambre en el mundo, además un consumo de alimentos caracterizado por la dilapidación conducirá a una demanda insostenible de recursos naturales (FAO, 2012b).

Aunque las estadísticas puedan dar cuenta de indicadores de pobreza en el mundo andino es importante señalar los conceptos de desarrollo sostenible (llamado buen vivir o vivir bien) que se encuentran todavía vigentes en la cultura andina. Es honesto reconocer que muchos de estos elementos se conservan en mayor o menor medida debido a factores de aculturación. No obstante conocer y entender estos principios pueden ser valiosos aportes a la conceptualización del desarrollo sostenible. Ingresemos pues al corazón de la cultura andina expresado en las chacras y en la gran riqueza en agrobiodiversidad.

Algunos principios de la cultura andina recogidos por Urrunaga (2006) son:

  • Principio holístico: mirada totalizadora y humana de las personas y de su entorno
  • Principio de reciprocidad: entre personas y entre éstas y la naturaleza por lo que son merecedoras de respeto
  • Principio del sincretismo: que implica la apertura para incorporar nuevos elementos de patrones culturales que ofrece la modernidad
  • Principio de fitolatría: algunos componentes florísticos del ecosistema son sujetos de especial atención por sus cualidades y/o potencialidades
  • Principio de renovación y purificación: puesto de manifiesto en el “pago o despacho” que implica la necesidad de realizar una serie de manifestaciones a través de rituales y ceremonias que reestablezcan la transgresión de las interrelaciones de los componentes de los agroecosistemas con sus deidades
  • Principio de complementariedad: que alude al mantenimiento del equilibrio, la armonía y la perfección entre las especies a través de permanentes flujos energéticos o de interacción.

Rengifo (2004) al caracterizar la los aspectos culturales de la chacra andina señala tres aspectos resaltantes: i) la relación entre los cultivadores y los cultivos es de persona a persona, ii) las prácticas agrícolas son profundamente rituales, y iii) existe una conversación fina y de detalle con la naturaleza para realizar labores agrícolas oportunas.

Rengifo y colaboradores (2006) refieren que el concepto de chacra no solo está asociado al lugar donde se crían o cultivan plantas de interés humano, sino a todo espacio donde crío y soy criado, pues chacra no solo tienen humanos, sino la naturaleza y las deidades.

Por su parte, Revilla (2006) señala que en la chacra andina la afectividad prevalece frente a la racionalidad, donde el sentimiento de lo comunal predomina frente al individualismo, donde el hombre sigue siendo parte de la naturaleza.

La diversidad de actividades agrícolas constituye una estrategia de supervivencia de las comunidades andinas, donde la escasez de tierras agrícolas es una gran limitante. La conservación in situ, desde el punto de vista campesino, es la garantía de su seguridad alimentaria mínima y la garantía de obtener alimentos, sin pasar por el mercado, sin que ello signifique negarlo (Cuba  y colaboradores, 2006).

Entender entonces que en la cultura andina no se cosifica a los alimentos es clave. Al reconocer y sentir a los cultivos como personas – al igual que la lluvia o la granizada o incluso las “plagas” – entonces se le respeta y por lo tanto no cabe el desperdicio de alimentos. Ello explica también el desarrollo en la tecnología de conservación de alimentos (papas deshidratadas, carne seca salada, entre otros) cuyo fin no es solo es de gestión de los excedentes sino expresión de respeto. ¿Podemos valorar lo que significaría entre el mundo occidental incorporar el respeto a los alimentos y cultivos?

Ahora que hemos comprendido que la gestión de riesgo de desastres no solo refiere a entender una perspectiva biofísica y de respuesta sino a la forma cómo funcionamos como sociedad, ahora que hemos comprendido que el cambio climático da cuenta del modelo civilizatorio que nos hemos inventado, los elementos de la cultura andina, ofrecen interesantes alternativas filosóficas y conceptuales para resignificar el desarrollo sostenible, para que en verdad contribuya a una mejor interrelación entre la sociedad y la naturaleza.

Bibliografía citada:

Cuba, Amalia; Cornejo, Carlos y Ortega, Ramiro. Sistema de monitoreo de la conservación in situ. Proyecto Conservación In Situ de Cultivos Nativos y sus Parientes Silvestres. Lima, 111 p.

FAO, 2012a. Pérdida y desperdicios de alimentos en el mundo. Alcances, causas y prevención. Jenny Gustavsson; Christel Cederberg; Ulf Sonesson (Swedish Institute for Food and Biotechnology (SIK) Gothenburg, Suecia)  y Robert van Otterdijk, Alexandre Meybeck (FAO, Roma, Italia). 42  p.

FAO, 2012b. Huella del despilfarro de alimentos. Contabilidad  ambiental de las pérdidas y desperdicio de alimentos. 8 p.

Rengifo, Grimaldo;  Figueroa, Cecilia; Fries, Ana; Otero, Rodrigo y Valladolid, Andrés. 2004. Proyecto Conservación In Situ de Cultivos Nativos y sus Parientes Silvestres. Lima, 157 p.

Rengifo, Grimaldo. 2004. Saber local y conservación in situ de plantas cultivadas y sus parientes silvestres. Kawsay Mama. Madre Semilla. Proyecto In Situ. PRATEC. Lima, 32 p.

Revilla, Luis. 2006. Sistematización sobre organizaciones tradicionales para la conservación de los cultivos nativos. Proyecto Conservación In Situ de Cultivos Nativos y sus Parientes Silvestres. Lima, 53 p.

Urrunaga, Rosa. 2006. Conocimientos, prácticas e innovaciones asociadas a parientes silvestres. Proyecto Conservación In Situ de Cultivos Nativos y sus Parientes Silvestres. Lima, 88 p.

Por: Rodrigo Arce Rojas

Ingeniero Forestal

Lima, Perú.

rarcerojas@yahoo.es

Fuente:ECOticias.com

 

 

MenteSostenible.orG

 

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

El corazón tiene cerebro

Se ha descubierto que el corazón contiene un sistema nervioso independiente y bien desarrollado con más de 40.000 neuronas y una compleja y tupida red de neurotransmisores, proteínas y células de apoyo.

Es inteligente
Gracias a esos circuitos tan elaborados, parece que el corazón puede tomar decisiones y pasar a la acción independientemente del cerebro; y que puede aprender, recordar e incluso percibir.
Existen cuatro tipos de conexiones que parten del corazón y van hacia el cerebro de la cabeza.

1. La comunicación neurológica mediante la transmisión de impulsos nerviosos. El corazón envía más información al cerebro de la que recibe, es el único órgano del cuerpo con esa propiedad, y puede inhibir o activar determinadas partes del cerebro según las circunstancias.
Significa que el corazón puede influir en nuestra manera de pensar.
Puede influir en nuestra percepción de la realidad y por tanto en nuestras reacciones.

2. La información bioquímica mediante hormonas y neurotransmisores. Es el corazón el que produce la hormona ANF, la que asegura el equilibrio general del cuerpo: la homeostasis. Uno de sus efectos es inhibir la producción de la hormona del estrés y producir y liberar oxitocina, la que se conoce como hormona del amor.

3. La comunicación biofísica mediante ondas de presión. Parece ser que a través del ritmo cardiaco y sus variaciones el corazón envía mensajes al cerebro y al resto del cuerpo.

4. La comunicación energética: el campo electromagnético del corazón es el más potente de todos los órganos del cuerpo, 5.000 veces más intenso que el del cerebro. Y se ha observado que cambia en función del estado emocional. Cuando tenemos miedo, frustración o estrés se vuelve caótico. Y se ordena con las emociones positivas.

Sí. Y sabemos que el campo magnético del corazón se extiende alrededor del cuerpo entre dos y cuatro metros, es decir, que todos los que nos rodean reciben la información energética contenida en nuestro corazón.

¿A qué conclusiones nos llevan estos descubrimientos?

El circuito del cerebro del corazón es el primero en tratar la información que después pasa por el cerebro de la cabeza. ¿No será este nuevo circuito un paso más en la evolución humana?

Hay dos clases de variación de la frecuencia cardiaca: una es armoniosa, de ondas amplias y regulares, y toma esa forma cuando la persona tiene emociones y pensamientos positivos, elevados y generosos.

La otra es desordenada, con ondas incoherentes y aparece con las emociones negativas.
Sí, con el miedo, la ira o la desconfianza.

Pero hay más: las ondas cerebrales se sincronizan con estas variaciones del ritmo cardiaco; es decir, que el corazón arrastra a la cabeza. La conclusión es que el amor del corazón no es una emoción, es un estado de conciencia inteligente.

El cerebro del corazón activa en el cerebro de la cabeza centros superiores de percepción completamente nuevos que interpretan la realidad sin apoyarse en experiencias pasadas. Este nuevo circuito no pasa por las viejas memorias, su conocimiento es inmediato, instantáneo, y por ello, tiene una percepción exacta de la realidad.

Está demostrado que cuando el ser humano utiliza el cerebro del corazón crea un estado de coherencia biológico, todo se armoniza y funciona correctamente, es una inteligencia superior que se activa a través de las emociones positivas.

Este es un potencial no activado, pero empieza a estar accesible para un gran número de personas.

¿Y cómo puedo activar ese circuito?
Cultivando las cualidades del corazón: la apertura hacia el prójimo, el escuchar, la paciencia, la cooperación, la aceptación de las diferencias, el coraje.

Es la práctica de pensamientos y emociones positivas.

En esencia, liberarse del espíritu de separación y de los tres mecanismos primarios: el miedo, el deseo (avaricia) y el ansia de dominio, mecanismos que están anclados profundamente en el ser humano porque nos han servido para sobrevivir millones de años.

¿Y cómo nos libramos de ellos?
Tomando la posición de testigos, observando nuestros pensamientos y emociones sin juzgarlos, y escogiendo las emociones que nos pueden hacer sentir bien. Debemos aprender a confiar en la intuición y reconocer que el verdadero origen de nuestras reacciones emocionales no está en lo que ocurre en el exterior, sino en nuestro interior.

Cultive el silencio, contacte con la naturaleza, viva periodos de soledad, medite, contemple, cuide su entorno vibratorio, trabaje en grupo, viva con sencillez.

Y pregunte a su corazón cuando no sepa qué hacer.

Fuente: http://www.heartmath.org/

 

MenteSostenible.orG

 

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Las 50 ofertas de trabajo online que más crecen

¿Hay oportunidades laborales en al web? Según Freelancer.com, entre los trabajos online que más crecen a nivel mundial se encuentran proyectos de transcripción, HTML5, eBay, jQuery / Prototype o WordPress.

 El informe de Freelancer.com da una lista de los 50 trabajos online que más crecieron durante el tercer trimestre de 2012, y donde se destaca la actividad laboral y las tendencias de la economía online. Interesante ubicar varios empleos relacionados a las redes sociales.

Freelancer.com.es recopiló los datos de 4,3 millones de usuarios para descubrir cuáles son las 50 ofertas de trabajo online que más rápido han crecido.

50 ofertas de trabajo online

Fuente: clasesdeperiodismo.com/2012/11/04/las-50-ofertas-de-trabajo-online-que-mas-crecen/

 

MenteSostenible.orG

Publicado en Actualidad, Internacional | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

El senado chileno aprueba la privatización de la obtención de especies vegetales

Valparaíso.- Monsanto, la polémica empresa de biotecnología de EEUU, convertirá el campo chileno en su séptimo productor de vegetales transgénicos.

Roberto Espinoza es un vendedor de hortalizas en el colorido mercado de Valparaíso. Desde hace 30 años comercia con paltas (aguacates) y tomates de la Quinta Región.

A la pregunta de: “¿Qué opina de que la propiedad de las semillas chilenas se vendan a multinacionales extrajeras?”. “Yo no sé de esas cosas, no soy productor. Pregúntele a los del camión de allá“, manifiesta Roberto.

Los del camión de allá tampoco son productores. Ni los de acá. Comercian con sus frutos en la calle y no pagan impuestos, por lo que no quieren ni oír hablar de la propiedad intelectual de las semillas que plantan. Mientras, Roberto vende el kilogramo de paltas a 1.200 pesos chilenos (algo más de dos dólares).

Los tomates ‘limachinos’ están a 500 pesos los dos kilos (un dólar). No sabe que estos productos del campo chileno podrían incrementar exponencialmente sus costes tras la firma del Convenio UPOV 91, e incluso que las especies cultivadas en la actualidad podrían desaparecer.

Convenio UPOV 91

Hace poco más de una semana el senado de Chile aprobó, con 13 votos a favor, cinco en contra y seis abstenciones, el Convenio UPOV 91, el Convenio Internacional para la Protección de las Obtenciones Vegetales. Su objetivo es velar por la protección del derecho de propiedad intelectual en la obtención de especies vegetales. No saltó a la agenda informativa porque las manifestaciones en contra de Hidroaysén coparon los noticiarios.

La aprobación del UPOV 91 impedirá a los campesinos chilenos guardar sus semillas y aumentará el tiempo de vigencia de los derechos y de las garantías de las transnacionales que vendan semillas híbridas y transgénicas, por lo que se ha desatado la polémica en el país andino

El Convenio UPOV fue cambiado en tres oportunidades: 1972, 1978 y 1991. Chile había firmado el UPOV 78, y ahora, varias semanas después de la visita de Barack Obama, en la que el presidente de Estados Unidos habló sobre el respeto de la propiedad intelectual, los políticos chilenos han aprobado esta iniciativa de privatización de las semillas.

Los defensores del proyecto aluden a los tratados de libre comercio con Estados Unidos, la Unión Europea y Japón, y manifiestan que Chile estaba obligado a firmar el convenio si quiere seguir en lo alto de la producción agrícola mundial. Sin embargo, algunos políticos chilenos no están de acuerdo con la aceptación de la medida.

El presidente del Senado, Guido Girardi, perteneciente al Partido Por la Democracia (PPD), ha manifestado que la Comisión de Medio Ambiente debe analizar el convenio porque “tiene que ver con la obtención de semillas, los transgénicos y eso significa que hay muchos pequeños agricultores y comunidades indígenas cuyas especies van a ser patentadas”.

Los indígenas pagarán por cultivar

Alicia Muñoz, dirigente de Anamuri, la Asociación Nacional de Mujeres e Indígenas dijo al periódico chileno ‘El Ciudadano’ que: “El Upov 91 ha sido resistido por indígenas de todo el mundo, pues ellos también han advertido que es una nueva forma de robo legal de plantas que hemos intervenido, cruzado y modificado a través de técnicas ancestrales y protegido en caso de peligro, sequía o monocultivo. La papa chilota continúa viva gracias a nosotros, no gracias a las transnacionales”.

La presidenta de Anmuri añadió además que: “El agricultor deberá comprar todos los años su semilla si no quiere ver confiscada su cosecha, sus cultivos y plantaciones. El convenio no garantiza que las variedades sean mejores o estén accesibles en Chile”.

Alicia Muñoz está preocupada con el futuro de la agricultura chilena: “Para registrar una planta sólo se pide que no esté inscrita antes y que la variedad sea homogénea y estable. Mientras más homogéneas son las plantas, menos capacidad tendrán para resistir fenómenos como la sequía o el cambio climático, al contrario de lo que ocurre cuando hay biodiversidad”.

Los grupos ecologistas chilenos critican a la empresa estadounidense Monsanto, que controla más del 90 por ciento del mercado de la semilla transgénica mundial y que tiene una gran penetración en la agricultura chilena. La producción local de Monsanto corresponde a un 70 por ciento del maíz andino, el 28 por ciento de la soja y el dos por ciento de canola, siendo el país más alargado del mundo el séptimo en beneficios para la firma.

Hace unos años se produjo una fuerte polémica por los cultivos biotecnológicos que la empresa estadounidense instaló en Canadá, y que según Monsanto ayudarán a paliar los retos del cambio climático. También hubo críticas en Europa por una serie de productos que la compañía vendía como ‘biodegradables’ y no lo eran. Monsanto nació en 1901, aunque no saltó a la fama hasta mediados de los 60, cuando produjo un herbicida llamado ‘agente naranja’ que destruía a los vegetales enemigos en la guerra de Vietnam.

Fuente: http://chilenosenargentina.com

MenteSostenible.orG

Publicado en Actualidad | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

Consumo colaborativo: la propuesta económica que garantiza el acceso y no la propiedad

“¿Por qué comprar un taladro que sólo usarás durante 15 minutos en toda tu vida o un auto que pasará el 90% del tiempo estacionado?”. Esta frase ejemplifica la premisa del llamado “Consumo Colaborativo”, un movimiento que tiene adeptos en diferentes partes del mundo y que ha cobrado especial preponderancia en España, en el marco de la crisis económica que afecta a ese país.

El Consumo Colaborativo, Economía de la Colaboración o Economía del Acceso “se puede definir como la manera tradicional de compartir, intercambiar, prestar, alquilar y regalar redefinida a través de la tecnología moderna y las comunidades”, indica el portal oficial de la iniciativa en español, el cual propone priorizar el acceso antes que la propiedad, argumentando que el sistema actual de hiperconsumir -basado en comprar y desechar- será insostenible en el tiempo.

“Ahora vivimos en un mundo global donde podemos imitar los intercambios que antes tenían lugar cara a cara, pero a una escala y de una manera que nunca habían sido posibles. La eficiencia de Internet, combinada con la capacidad crear confianza entre extraños ha creado un mercado de intercambios eficientes entre productor y consumidor, prestador y prestatario, y entre vecino y vecino, sin intermediarios”, señalan Rachel Botsman y Roo Rogers, autores del libro “What ‘s Mine Is Yours: The Rise of Collaborative Consumption” (Lo que es mío es tuyo: El auge del Consumo Colaborativo).

Sus adeptos dicen que esta idea no es tan inviable como parece, pues en la actualidad hay muchos sistemas basados en este concepto. Algunos ejemplos de ello serían: compartir el auto, arrendarle el auto a un amigo o vecino, mercados de redistribución o intercambio de bienes (Mercado Libre, Ebay), préstamos de dinero entre particulares, wifi público, sistemas para escuchar música en línea (Grooveshark o Spotify) o ver películas en línea (Netflix), compartir archivos en internet bajo licencia Creative Commons (CC), dar alojamiento a alguien que visita tu ciudad, entre otros.

A continuación te dejamos con un material que detalla este concepto.

¿Qué es el Consumo Colaborativo? by Albert Cañigueral

 

¿Qué es el Consumo Colaborativo?

Fuente: http://laverdadsecuenta.cl

 

MenteSostenible.orG

Publicado en Actualidad, Empresariado, Internacional, Nacional, Participacion Activa | Deja un comentario

La Inteligencia Social

La inteligencia social es la capacidad para relacionarse con los otros en tanto que otros, en forma armoniosa y pacífica. Es una habilidad innata de todos los seres humanos pero que es necesario desarrollar para lograr una mejor convivencia y una buena calidad de vida.

Cuando nacemos, nuestra supervivencia depende principalmente del trato y el cuidado que nos brinda nuestra madre; no solamente necesitamos alimentos y atención, también tenemos una gran necesidad de afecto y proximidad y esa primera forma de relación será la que condicionará en gran parte nuestras relaciones futuras.

La inteligencia social es la que nos permite tener en cuenta al otro y no guiarnos solamente por nuestro interés personal; es la que disminuye nuestro afán de poder, la que nos hace más solidarios y la que nos hace más fácil la integración a un grupo.

Tener inteligencia social eleva la autoestima porque hace sentir a la persona más querida y segura y le permite darse cuenta de cómo se sienten los demás y comprenderlos.

Aunque ser sociable sea parte de nuestra naturaleza, no todos logran la habilidad para convivir pacíficamente, para sentirse bien en un grupo o para tener relaciones personales armoniosas.

Las personas con inteligencia social tienen capacidad de empatía, pueden ponerse en el lugar del otro y ver las cosas desde su perspectiva; son capaces de aceptar otros puntos de vista y de involucrarse emocionalmente.

La inteligencia social lleva a participar activamente en todos los sectores de la sociedad, laboral, recreativo, cultural, deportivo, político o educacional; permite interesarse no sólo por el propio trabajo sino también por el progreso de la empresa donde se prestan servicios; sentirse bien en el lugar donde se habita; tener curiosidad por el pasado personal y por la historia del país donde se vive; trabajar en equipo; colaborar para mejorar el mundo; ser solidario; ver a los otros como hermanos y no como enemigos; destacarse en lo que se sabe hacer para contribuir al proyecto común valorando la participación de los demás y no creerse imprescindible.

La inteligencia social desarrolla el sentido de comunidad y de pertenencia y hace posible identificarse con el entorno.

Para poder desarrollar la inteligencia emocional hay que sentirse parte del todo y no un individuo separado; preocuparse por los que están alrededor tanto como por sí mismo, sentirse responsables y estar disponibles cuando es necesario.

La inteligencia emocional es poder darse cuenta de lo que le está haciendo falta al otro, percibir su estado de ánimo más allá de las palabras y tener el tacto suficiente como para no introducir en la comunicación con él cuestiones que puedan crearle molestias.

La inteligencia social es poder compartir momentos gratos e intentar hacer felices a los demás; lograr ser bien recibido en todas parte, tener buen trato y llevarse bien con todos.

Se actúa con inteligencia social cuando se aprende a escuchar, cuando se deja de criticar y se aceptan a los demás como son porque se puede entender lo que piensan y sienten.

La inteligencia emocional reduce la brecha generacional porque une a la gente y no permite discriminar; hace que la persona se pueda poner a la altura de cualquier interlocutor, sea quien sea, con respeto y sin prejuicio alguno y pueda aprender de él.

La inteligencia emocional armoniza los vínculos familiares y hace posible mantener relaciones de pareja estables.

Malena.

http://psicologia.laguia2000.com/psicologia-cognitiva/la-inteligencia-social

Publicado en Actualidad, Trabajo Equipo | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario